31.7.11

Iximché


Hartos de sus belicosos vecinos quichés, los kakchiquekes abrieron las puertas de su capital a las fuerzas españolas y tlaxcaltecas que traía consigo Pedro de Alvarado, quien pudo lanzar, desde allí, sus campañas contra diversos pueblos mayas que resistían la Conquista. No habían terminado de destruir el poderío de Gumarcaaj cuando ya los españoles esclavizaban a sus primeros aliados y depredaban sus construcciones para usar las piedras en la edificación de un primer intento de capital, en Tecpán, en tierras de la propia Iximché. Los kakchiqueles pasaron a la resistencia y Alvarado no se tocó el corazón para destruirles su principal centro urbano. Fue una ciudad de vida breve, poco más de medio siglo: fundada hacia 1470, para 1524 era ya asiento de los poderes coloniales, y dos años más tarde era pasto de las llamas. Debe haber sido un sitio muy hermoso.

2 comentarios:

Jaspe dijo...

la preciosa Guatemala...y sus monumentales injusticias. ¿te suena el nombre Lisandro Guarcax?

http://tucorazonflorece.blogspot.com/2010_09_01_archive.html

saludos de domingo

Pedro Miguel dijo...

Lisandro,como otr@s tant@s...